Inicio » Por islas » Gran Canaria » Pedro Conde presenta en la Biblioteca Insular su novela ‘La hora de las cigarras’

Pedro Conde presenta en la Biblioteca Insular su novela ‘La hora de las cigarras’

El autor malagueño dará a conocer su dramático thriller rústico el día 5 de julio, a las 18.00 horas

Las Palmas de Gran Canaria, 3 de julio de 2019.- El escritor malagueño Pedro Conde presenta el día 5 de julio, a las 18:00 horas, en la Biblioteca Insular, su último libro titulado ‘La hora de las cigarras’, que publica Célebre editorial.

El libro, un texto que Conde tardó tres años en escribir y que mantenía oculto en un cajón,  narra la historia de un verano caluroso y cuatro chicos que se enfrentan a una serie de sucesos relacionados entre sí en su pueblo rodeado de olivares. Crimen, sangre, crueldad, dinero, amor, sexo, dolor, pérdida… son los ingredientes de este texto que hace menos de un año que recuperó y reescribió suprimiendo los pasajes que no le convencían. ‘La hora de las cigarras’, que define como un “dramático thriller rústico”, es la primera novela que escribe, aunque no la primera que publica.

El autor, que reside en Santa María de Guía desde 1983, confiesa que con su escritura busca impactar con la historia, aunque reconoce que ha acabado convencido de que lo importante es la forma de contar esa historia. “También he descubierto que las más grandes aventuras son aquellas que se viven a diario. Así que ya no busco la magia de mundos fantásticos ni trepidantes naves espaciales. Escribo sobre la gente normal, que, según se mire, siempre es extraordinaria. Eso sí, haciendo caso a la escritora Elena Alonso Fraile que me recomendó matar más, y a una antigua editora, Ana Gómez, que me enseñó a ser cruel, llevando a mis personajes al extremo”, subraya Conde.

Explica el escritor que “acostumbrado al cuento corto, fue todo un reto hacer una historia con varios hilos narrativos y muchos personajes. La idea nació por un personaje secundario que escribí para un cuento. Era una prostituta de un pueblo que trabajaba en un bar y se pasaba las horas en su rincón de la barra, con un vaso de licor frente a ella y la mirada perdida en el pasado. Sigue siendo un personaje secundario en la novela, pero ella fue el germen, ella y los secretos que la llevaron a recluirse en esa profesión y en ese lugar apartado”.

 

Jugar a ser Dios

Los protagonistas principales de su historia son cuatro adolescentes que se hacen mayores, que empiezan a descubrir el mundo real y de la forma más dura. “Ahí, en eso, está la parte autobiográfica de toda novela”, dice. “La historia se desarrolla en un pueblo pequeño como en el que nací, en una época en la que yo tendría la edad de los chicos, más o menos, y también para mí fue un trauma crecer, abandonar una infancia feliz para enfrentarme a la vida”.

Conde hace esclavos a sus personajes de sus decisiones. “Me gusta responsabilizar a los personajes de sus acciones, llevarlos al límite, zarandearlos, eso es algo reiterativo en mis escritos. De hecho, en mi anterior novela (Lo que señala el norte), empiezo con esta frase: “El primer paso te pone en el camino, el segundo, si no tienes cuidado, te saca de él”, añade.

“Eso es algo que me encanta, jugar a ser Dios. Si toman mis protagonistas una decisión equivocada, ahí voy yo y se lo hago pagar, ¡y ya lo creo que toman decisiones equivocadas!, también me encargo yo de eso. La única regla que uso en la trama de mis novelas, en la vida de mis protagonistas, es esa tan famosa del tal Murphy, esa que dice que si una cosa puede salir mal, saldrá mal. Pero de eso no son conscientes los chicos, que aún tienen una visión del mundo idealizada por la televisión, los cómics y su inocencia, una idea de un mundo justo, equitativo. Tampoco es consciente de ello la prostituta que, come, respira y bebe pero detuvo su vida en un momento del pasado cuando dio un paso equivocado. Ni Margarita, que no sabe qué decisión fue la que la llevó a vivir su vejez sola, la que alejó de ella a sus hijos. Puede que sí sean conscientes Ramona y Roberto, y que sepan que ya es tarde para arreglar nada, que hay actos que no se pueden deshacer, solo te queda tratar de mitigar los efectos nocivos que ellos te traen”, concluye explicando Pedro Conde.

Conde, que decidió un buen día volver a la infancia para no dejar de ser nunca niño, es autor de una treintena de cuentos, relatos y de una radionovela, ‘El juego de las mentiras’. En 2018 ve la luz su primer trabajo en solitario publicado en Amazon, la novela corta titulada ‘Lo que señala el norte’.