Inicio » Por islas » Lanzarote » Malvasoul Love Fest se consolida como cita imprescindible del verano

Malvasoul Love Fest se consolida como cita imprescindible del verano

La segunda fiesta, Malvasoul Meets Pink Flamingos volvió a sorprender y creció en su oferta, magia y público asistente

Viernes 26 de julio de 2019. – Malvasoul Love Fest empezó siendo
una inocente reunión de selectores musicales en pro de pasar un buen
rato, pero estando en el segundo año en que se sigue convocando, se
ha convertido en una de las citas imprescindibles del verano en
Lanzarote y en Canarias en general. La pasada cita [sábado 20 de julio],
con nombre de éxito, Malvasoul Meets Pink Flamingos, supuso la
demostración de que el evento convoca y de qué manera.
El evento lo arrancaban los Malvasoul Djs, con Mr. Paradise a las 12 en
punto como estaba anunciado. Poco a poco fue recibiendo a los
asistentes en el escenario Estrella Galicia con un set de afro, afro-house,
y latin-house.
Los primeros ‘malvasoulers’ se fueron haciendo fuertes en la piscina, y
entre flamencos hinchables -haciendo alusión al concepto fiestero- y
risas comenzaron los primeros bailes con la llegada de la residente Silvia
Coco-Bassey que desde la cabina subió la temperatura con sus
preferencias en rap, old school, soul y los sonidos sexis del blackexplotation
para un main stage que ya pronosticaba un éxito de evento.
El cambio de artista fue armónico para que la repetidora Irtap entrara
en platos. Es sin duda una de las féminas Dj con más potencial en
Canarias. Deleitó con su presencia, su sonrisa permanente y una sesión
contundente y tan variada en estilos que difícilmente cuesta ya
clasificarla en el mundo del global bass. Es enorme el progreso de esta
Dj de la que sin duda se oirá mucho dentro y fuera de las islas.
Las mujeres dieron el relevo a Dj Salvatore, procedente de Madrid, y
con él la noche hizo presencia y la isla Malvasoul se volvió aún más
mágica con el cuidado diseño de luces de Shelma Zebensuí, uno de los
grandes iluminadores de eventos que residen en las islas.
Dj Salvatore dejó constancia de por qué es uno de los grandes
conocedores del beat y del tempo; manejó como quiso a un público
entregado, con un house muy fino con sonidos étnicos y ancestrales.
Fue aplaudido de manera espontánea en varias ocasiones.
Aunque desconocido por el gran público, el legendario cantante
británico Colonel Red, se metió al respetable en el bolsillo desde que
abrió la boca, dando buena cuenta de que muchos artistas le requieran
en temas e incluso en sus conciertos como parte del coro. Acompañado
por Sandro Bianchi a los platos llevaron la noche a una eclosión de
amor, sonrisas, abrazos y baile como hacía tiempo que no se recordaba
en la isla de los volcanes.
El cierre con puntualidad británica con el aplauso cerrado del público
sacaron la sonrisa a Sandro que volvió a confirmar su estancia en el
olimpo de los grandes artistas que tenemos en este país y “lo peligroso”
que es a los platos cuando está pinchando en un lugar a gusto.
Mientras ocurría todo lo contado en el escenario Estrella Galicia, el Ligo
Stage era propiedad del colectivo Pink Flamingos. Primero, los
grancanarios Woodhands y Dara Ortega, gozaban del día, de la vista al
mar y de un público calentito y bailongo.
Set disco, desinhibido, elegante e inteligente, perfecto para el horario,
relevados por el siempre misterioso Hao, de técnica impecable y por la
heroína local Ifara, a la que casi sacan de allí a hombros en la
confirmación de que nunca debió retirarse de los platos.
Reunión por tanto de familia sonora convertida en evento de calidad e
importancia, que viene a demostrar que otro camino en el turismo de
calidad y en la forma de hacer eventos es posible trasformando la
increíble localización del Mai Tai en el hotel Sands Beach Resort de
Costa Teguise.
Próximo Malvasoul Totem Fest el 24 de Agosto, entradas en Tickety